Juez que frenó la extradición a EU de Caro Quintero declina seguir con el caso

El magistrado Francisco Reséndiz Neri argumenta que como el procesado está en un penal de máxima seguridad en el Estado de México, ahora debe ser competencia de un juzgador federal en suelo mexiquense dar continuidad al juicio

Un día después de que el juez Séptimo de Distrito de Amparo en Materia Penal en Jalisco, Francisco Reséndiz Neri, quien otorgó la suspensión de plano al narcotraficante Rafael Caro Quintero para frenar su extradición a Estados Unidos, declinó este martes a seguir con el caso al argumentar que le correspondería a un juzgador de Distrito del Estado de México continuar con el juicio, ya que la persona sujeta a proceso se encuentra en un penal mexiquense.

El juez justificó su declinación para continuar con las diligencias judiciales al señalar que, por cuestión territorial le corresponde a un magistrado federal del Estado de México seguir con el proceso, toda vez que el narcotraficante Rafael Caro Quintero está recluido en el penal de máxima seguridad del Altiplano, en el municipio de Almoloya de Juárez, donde podría ejecutarse cualquier orden en su contra.

El juez Reséndiz Neri, apoyo los argumentos de su declinación en el artículo 37 de la Ley de Amparo, al apuntar que los actos reclamados se están ejecutando fuera del estado de Jalisco y por consiguiente deben tener responsabilidad en la entidad donde se encuentra recluido el procesado.

«En ese contexto, es evidente que el órgano de control constitucional competente para resolver el presente juicio de garantías es el juez de Distrito en Materia de Amparo y Juicios Federales en el Estado de México, con residencia en Toluca, en turno, dado que la ubicación del centro de reclusión donde se están o pretenden ejecutar los actos que reclama la promovente, se encuentra en la jurisdicción en que ejerce dicho Juzgado Federal, es decir, en el Estado de México, lugar en donde formalmente tienen ejecución las consecuencias jurídicas y materiales de los actos que reclama», se lee en el acuerdo publicado para tal efecto.

En caso de que al juez que le sea turnada la demanda decida no aceptar la competencia para llevar el proceso contra Caro Quintero, se generará un conflicto competencial que entonces deberá ser resuelto por un Tribunal Colegiado en un plazo no mayor a ocho días.

Mientras se determina si el caso se asigna a algún juez federal en el Estado de México y si es aceptado o no, el amparo concedido por el juez Reséndiz Neri para evitar la extradición a Estados Unidos de Caro Quintero se mantiene vigente.