Seguir protegiendo a Pemex nos costará carísimo: Cofece

Alejandra Palacios Prieto, comisionada presidenta de la Comisión Federal de Competencia Económica (Cofece), advirtió que proteger a Petróleos Mexicanos (Pemex), como impulsa Morena en el Congreso de la Unión, «nos va acabar costando carísimo a los mexicanos».

El martes pasado, la Comisión de Energía de la Cámara de Diputados aprobó una reforma para eliminar un artículo transitorio de la Ley de Hidrocarburos para regresar el poder dominante a Pemex en la venta de hidrocarburos, petrolíferos y petroquímicos.

Anteriormente, la reforma energética de 2013-14 apuntaba en dirección opuesta, a fin de alcanzar una mayor participación de agentes económicos que propiciaran el desarrollo eficiente y competitivo en los mercados del gas natural, gasolinas, diésel, entre otros.

A través de su cuenta en Twitter, la comisionada presidenta de la Cofece recordó que la propia Comisión Reguladora de Energía (CRE) que esta regulación asimétrica se debería de mantener, en tanto privados no tuvieran al menos 30 por ciento del suministro conjunto de gasolina y diésel del país.

«No obstante en México no se observa competencia intensa del mercado mayorista, medido en lo que realmente cuenta, que es el volumen del producto vendido», afirmó Alejandra Palacios.

Detalló que, aunque hay diversos permisos y operan estaciones de servicio de diversas marcas distintas a Pemex, este último sigue siendo el principal oferente del mercado mayorista al suministrar en todo 2020 el 83 por ciento del mercado nacional de gasolinas y 73 por ciento del diésel.

Según Palacios Prieto en lo que va de 2021 la paraestatal suministra el 81 por ciento de gasolinas y 71 por ciento del diésel.

Por su parte, la titular del organismo antimonopolios advirtió que uno de los principales riesgos será que, de aprobarse, la Cofece podría investigar a Pemex por dominar el mercado de los combustibles.

«En adelante, si Pemex incurriera en conductas anticompetitivas contempladas en la Ley Federal de Competencia Económica, esto podría derivar en investigaciones de la Cofece por abuso de dominancia», aseguró.

Entre las principales implicaciones de esta reforma enlistó que se eliminen los requisitos de los contratos de venta de primera mano y comercialización, publicación de información, desglose de facturas, prohibiciones como condicionar, negar y/o discriminar en la enajenación de gasolinas y diésel, entre otras».

También criticó que su aprobación se proyecte en fast track, sin una discusión amplia sobre las bondades y riesgos de eliminar la posibilidad de regular de manera especial a PEMEX en el mercado de los hidrocarburos.

«Los mercados sólo operan en beneficios y el interés público cuando están bien regulados. Discutamos», apuntó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.